martes, 25 de noviembre de 2008

Mi última pintura...







Estoy buscando en un rostro, algo que ya encontré, porqué seguir buscando.
Los últimos cuadros que aparecen en el blog, son totalmente distintos, pero tienen un mismo trasfondo.
En los trabajos que estoy realizando, tanto en pintura, como en forja y madera, se perfilan rostros.
Rostros de madera, heridas de hierro, perfiles de color, lineas en negro... movimiento y vértigo. Dos palabras que asocio, en esta diversidad.
Pero a la vez, detrás de todos los rostros, se esconde la misma poesía...

5 comentarios:

Jorge dijo...

un rostro y mil caras...!


te informo k me estoy iniciando en estod e escribir , me desaogo un poco , en mi blog de dn3 lo ire poniendo a ve si consigo k sea como un diario y me gustaria que le hecharas un vistazo. un abrazo

Javier Díaz Gil dijo...

Hay miradas tristes y heridas y cuerpos nuevos de mujer renaciendo de esos rostros. Gracias por enseñarme tu obra. Me ha dejado impactado. El uso de los colores, los trazos adivinados que crean el rostro, la madera... Me gusta tu obra.
Muchas gracias de veras.
Javier

El Príncipe. dijo...

Movimiento y vértigo. Cierto es...
Mirar hacia delante,
ni de reojo, dudar.
Vuelvo a sentirlo, el vértigo.

Que grande eres. Un abrazo fuerte.

lys dijo...

No sabía que eran tuyos, estoy impresionada.

Un beso.

azpeitia dijo...

Mirada profunda sin concesiones a la galería, mirada que pregunta sin palabras, que deja caer una lágrima de dolor, roja como las heridas de su alma...enhorabuena desde azpeitia